¿Cómo afecta el estrés a la infertilidad?
13.11.2017

¿Cómo afecta el estrés a la infertilidad?

¿Cómo afecta el estrés a la infertilidad?

Sin duda uno de los momentos que pueden resultar más duros en la vida de una mujer o de un hombre puede ser el día en que le diagnostican un problema de infertilidad. A partir de ese instante es habitual que desencadenen una multitud de sentimientos, desde rabia, enfado, culpa etc.

El sentimiento más común es la negación, la persona se niega a aceptar que eso le pueda suceder, es por ello por lo que de forma desesperada van en busca de segundas y terceras opiniones, porque de alguna manera se resisten a aceptar la realidad y hacer frente de cara al problema. En muchos casos sucede que necesitan de ayuda psicológica para poder ser capaces de asumir la infertilidad y buscar nuevas opciones para poder tener un bebé.

Por qué muchas personas se sienten culpables de su infertilidad

Es cierto que vivimos en una sociedad en la que cada vez son más frecuentes los embarazos tardíos. Muchas parejas deciden empezar a buscar un hijo a partir de los 36-37 años una vez que ya han adquirido cierta estabilidad económica y una vez que sienten que ya han podido disfrutar lo necesario de su libertad plena. Estadísticamente sucede que es a partir de esa edad cuando las mujeres pueden presentan más problemas para fecundar ya que su fertilidad desciende notablemente. Pues bien, muchas mujeres experimentan culpa, por haber esperado tanto tiempo antes de tener un bebé y sienten que se merecen no poder concebir, como si fuera un castigo por haber esperado tanto.

Gracias a la ayuda del psicólogo muchas parejas logran aceptar el problema de la infertilidad, no sentirse culpables ni sentir rabia o enfado. Tras un trabajo muy profundo con el terapeuta en el que la persona afectada por este problema comprende el problema y las posibilidades que existen, es el momento adecuado para enfrentarse a ello con valentía y de forma positiva. A pesar de ello, es normal que en el momento en que se toma la decisión, si es el caso, de iniciar un tratamiento de reproducción asistida, la tensión y la ansiedad vuelva a aparecer ya que la infertilidad es un acontecimiento muy estresante para quien la padece.

Es normal sentir estrés al iniciar un TRA (Tratamiento de reproducción asistida)

Cuando una persona soltera o una pareja decide iniciar un tratamiento de infertilidad como FIV o inseminación artificial, a pesar de estar muy dispuestos, tienen tal desconocimiento de las pautas médicas a seguir, de los diferentes estados emocionales que van a atravesar, que debido a esta incertidumbre el nivel de estrés aumenta. Se trata de un proceso tan novedoso para la pareja que no todas son capaces de reaccionar de forma positiva.

Si bien es cierto que en el momento del diagnóstico de la infertilidad el nivel de estrés aumenta, pero este es mayor en el momento de iniciar un tratamiento de reproducción asistida.

Una vez iniciado el tratamiento, suele ser la mujer la que más alterada se siente por conocer el resultado, por pensar en un posible fracaso. La espera de los resultados es por tanto el momento clave donde algunas mujeres deciden contar con un apoyo psicológico ya que lo consideran crucial para poder atravesar con menos estrés esos momentos y tomárselo con más calma.

¿El estrés afecta a la fertilidad? ¿Puede ser que por estar estresada no logre quedarme embarazada?

Responder a esta pregunta no es tarea sencilla ya que todo depende de cada caso, no obstante, sí es cierto que en casos de estrés grave en mujeres a muchas les sucede que no les viene el período, o tienen períodos irregulares y por tanto es normal que tengan problemas para concebir. Por eso es muy típico escuchar... no me quedo embarazada por estrés y muchas mujeres se desesperan por saber como eliminar el estrés para poder quedarse embarazadas

Aquellas mujeres que llevan un tren de vida muy acelerado, trabajos muy estresantes, etc., son las más propensas a sufrir estos cuadros de estrés. Para estos casos practicar actividades que ayuden a canalizar el estrés como el yoga, la meditación, caminar son muy aconsejados.

Back to the list





small_eeuucanada.jpg

small_ru.jpg