Blog
Gestación subrogada en Portugal para extranjeros [2018]

Gestación Subrogada en Portugal 

Anulación de varios puntos de la ley de maternidad subrogada en Portugal

En agosto de 2017 se aprobó la ley de subrogación en Portugal, y aunque al principio parecía muy interesante para personas españolas, en abril de 2018 el Tribunal Constitucional de Portugal anuló varios puntos de la ley que regulaban el acceso a esta técnica, lo que de momento hace no sea recomendable llevar a cabo cualquier proceso de subrogación en Portugal.  

Igualmente cabe comentar que cuando se aprobó la ley ya existían puntos muy restrictivos de la misma:

  • Solo se podía recurrir a esta técnica de reproducción asistida en caso de ausencia o disfunción del útero que impidiera el embarazo
  • La subrogación estaba solo permitida para parejas heterosexuales y parejas homosexuales femeninas, casadas o viviendo como tal.
  • Los hombres solteros, mujeres solteras y las parejas homosexuales masculinas no tenían derecho a realizar la gestación subrogada en Portugal
  • La realización del tratamiento dependía de la autorización del CNPMA (Conselho Nacional de Procriação Medicamente Assistida) y de la opinión previa de la Orden de los Médicos (Ordem dos Médicos).
  • Solo estaba permitida la altruista: Los padres de intención debían hacerse cargo de los gastos derivados del control sanitario de la gestación.
  • Portugal sólo permitía la subrogación gestacional, por tanto, la gestante nunca puede ser la donante de óvulos. Así se establece que al menos uno de los futuros padres deberá aportar la carga genética
  • No se permitía que existiera ningún tipo de subordinación económica entre la gestante y los futuros padres
  • Los padres de intención y la gestante antes de llevar a cabo cualquier programa de subrogación debían cumplimentar conjuntamente un formulario pidiendo autorización al CNPMA (Consejo Nacional de Reproducción Asistida
  • La madre subrogada no podía tener ningún tipo de relación con los padres de intención, lo que impedía por tanto la posibilidad al bebé subrogado, cuando fuera mayor, de poder conocer su historia.
  • Podían acceder a la subrogación en Portugal extranjeros siempre que los tratamientos de reproducción asistida se realizaran en un centro médico portugués y que todos los documentos legales necesarios para poder llevar a cabo el proceso estén redactados en portugués.
  • La madre gestante no es necesario que resida en Portugal, sólo es necesario que viaje a Portugal para hacerse las pruebas iniciales, comenzar los tratamientos y por último para dar a luz
  • No se obtiene sentencia judicial como sucede en EEUU o Canadá lo que implica que los bebes nacidos por subrogación en Portugal podrán residir libremente en España como extranjeros comunitarios hasta que se pueda acceder a la nacionalidad española.
  • Uno de los dos padres de intención deberá ser el padre biológico del futuro bebe, así que en el caso de que los dos tengan problemas de fertilidad no podrán recurrir a la maternidad subrogada en Portugal.

Gestación por sustitución en Portugal excluía a homosexuales y hombres solteros

No era posible ni para hombres solteros ni para parejas gay, algo realmente importante si tenemos en cuenta que es precisamente este colectivo el que más puede estar interesado en llevar a cabo programas de subrogación, ya que no tienen otra opción si desean tener un hijo genéticamente suyo. 

Proceso

Para llevar a cabo el vientre de alquiler en Portugal (antes de la anulación de varios puntos importantes de la ley por parte del Tribunal Consitucional) había un procedimiento a seguir:

  • En primer lugar, aquellas parejas que desearan llevar a cabo esta práctica debían de acudir a un centro de reproducción asistida ya fuera público o privado con el fin de obtener la acreditación médica de que la mujer tiene problemas de infertilidad.
  • Todo el procedimiento se debía realizar en Portugal y toda la documentación relativa a todo el procedimiento debía estar siempre redactada en portugués.
  • La madre subrogada no recibiría ninguna contraprestación económica, salvo gastos derivados del embarazo, siempre y cuando estén justificados con factura. Según el artículo 8 de la ley “Se prohíbe cualquier tipo de pago o la donación de cualquier bien o cuantía de los beneficiarios a la gestante excepto el valor correspondiente a los gastos derivados del acompañamiento de salud, incluidos los transportes, siempre que esté debidamente justificado"
  • La madre subrogada debía tener menos de 45 años, haber superado con éxito pruebas físicas y psicológicas y tener al menos un hijo.
  • La madre gestante sólo podía ejercer como madre subrogada dos veces.
  • Para poder iniciar el procedimiento se necesitaba además el visto bueno de parte de la Orden de los Médicos, los que tienen un plazo de 60 días para tomar la decisión.
El vientre de alquiler en Portugal, debido a las dificultades que aún presenta ha hecho que aún no existan agencias de subrogación en Portugal que se encarguen de llevar a cabo todo el proceso en este país. Tal vez en un futuro cercano sea más viable escoger este país como destino y pueda convertirse en uno de los lugares favoritos para los padres por subrogación.
Nuestra agencia LifeBridge Agency no lleva a cabo ningún programa de gestación subrogada en Portugal porque consideramos que no es seguro a nivel jurídico. De momento solo trabajamos en 3 países, porque son los más seguros a nivel médico y legal: EEUU, Rusia y Canadá, entre otros, debido a la gran experiencia que existe en estos países llevando a cabo programas de subrogación con éxito.

 

Calificación: 3.02

Back to the list




Programa Rusia-Canada