Blog
¿Qué es la eclampsia en el embarazo y cómo tratarla?

¿Qué es la eclampsia en el embarazo?

La eclampsia o toxemia del embarazo es la aparición de convulsiones o coma durante el embarazo en una mujer después de la vigésima semana de gestación.  La eclampsia deriva de la preeclampsia, una complicación del embarazo caracterizada por presión alta. Aproximadamente 1 de cada dos mil o tres mil embarazos desarrollan eclampsia

Síntomas de la eclampsia

  • Dolores musculares
  • Convulsiones
  • Agitación severa
  • Inconsciencia
  • Edema general
  • Visión borrosa
  • Fuertes dolores de cabeza

Hoy en día se sabe que la eclampsia se manifiesta en una gestante una vez que ha pasado por las etapas anteriores a la enfermedad.

Antes de llegar a la eclampsia aparecen los síntomas de la preeclampsia tales como edemas, presión alta, aumento de peso, hinchazón pies y cara, dolores de cabeza, náuseas o vómitos, problemas de la visión

Eclampsia-Factores de riesgo

  • Tener más de 35 años y o ser madre muy jovén (18 años)
  • Existencia de enfermedades crónicas
  • Ser de raza negra
  • Ser el primer embarazo
  • Tener historial de diabetes, presión alta o enfermedad del riñón
  • Embarazo múltiple

Es muy complicado saber que mujeres con preeclampsia acabarán presentando convulsiones, por eso es importante hacer una serie de pruebas

  • Factores de coagulación de sangre
  • Creatininaç
  • Hematocrito
  • Ácido Úrico
  • Funciones hepáticas
  • Cuenta de plaquetas
  • Proteína en la orina

Tratamiento de la eclampsia

Se pueden suministrar medicamentos para prevenir las convulsiones como el sulfato de magnesio es un medicamento seguro tanto para la madre como para el bebé. Asimismo se aconseja reposo absoluto. Pero en el caso que la situación no mejore lo que se hará en la medida de lo posible es realizar un parto inducido

Complicaciones eclampsia

  • Riesgo de separación de la placenta lo que puede provocar parto prematuro y sangrado
  • Anomalía de coagulación llamada DIC (coagulación intravascular diseminada) Esta complicación es rara que suceda pero puede ocurrir.

El seguimiento es muy importante desde el primer momento en el que se detecta presión alta y la proteína en la orina y ha de ser monitoreada por el doctor. De esta forma evitar que la preeclampsia desarrolle en eclampsia.



Back to the list




Programa Rusia-Canada